• Carlos Rojas y José Robles, diputado nacional y senador del PP por Granada, aseguran que la formación presentará mociones en los ayuntamientos y en la Diputación Provincial para exigir al Gobierno que recapacite
  • Además de la acción en las Cortes y en las instituciones, “recurriremos al Tribunal Constitucional” en cuanto la ley se publique en el BOE y “llegaremos a la Unión Europea”
  • Ambos dirigentes han reiterado el total respaldo del PP a las familias y la comunidad educativa granadina a quienes han enviado un mensaje de esperanza y apoyo. “No están solos”

El Partido Popular de Granada dará la batalla para frenar la Ley Celaá. Lo han asegurado esta mañana el diputado nacional y el senador por la provincia, Carlos Rojas y José Robles, quienes, en el marco de las acciones que el PP ha anunciado ya a nivel nacional, han declarado que presentarán una moción en los consistorios y en la Diputación de Granada para parar la Ley Celáa, una norma que consideran “ideológica”, sectaria y que además “vulnera derechos constitucionales”.

Ambos dirigentes han reiterado el total respaldo del PP a las familias y la comunidad educativa granadina, que se manifestará el domingo y donde habrá también una representación del PP de Granada. De hecho han remarcado que y el Partido Popular granadino no se quedará de brazos cruzados. Un compromiso que ya han trasladado a los representantes de la plataforma Más Plurales en la provincia, con quienes han mantenido un encuentro telemático junto al presidente provincial Francisco Rodríguez.

La formación ya ha avanzado a nivel nacional que emprenderá todas las acciones necesarias para parar este “despropósito”. Así, tal y como han detallado Rojas y Robles, “recurriremos al Tribunal Constitucional” en cuanto la ley se publique en el BOE y “llegaremos a la Unión Europea”; también se presentarán mociones en todos los ayuntamientos, diputaciones y parlamentos regionales; y, en las Comunidades Autónomas donde Gobierna el PP, la formación frenará, a través de decretos u órdenes, los aspectos más lesivos de esta ley como “el ataque” a la libertad de elección de centro o a la educación concertada y especial.

Rojas ha considerado una “tropelía” la aprobación ayer de la Ley Celaá en el Congreso de los Diputados. A su juicio, el Partido Socialista se ha puesto “en manos de los independentistas y radicales” para cambiar el modelo educativo sin consenso. Rojas ha defendido que una ley de educación debe ser “estable” y contar con el “máximo consenso”, tanto con la comunidad educativa como con las restantes fuerzas políticas. “Nos jugamos el futuro de nuestros hijos, el futuro de nuestro país”, consideró y, por ello, lamentó que el PSOE haya decidido “poner en marcha una ley que, claramente, es un retroceso, es mala para el futuro de España y por ello tiene enfrente al partido Popular”.

El diputado granadino ha recriminado al Gobierno que elimine el castellano como lengua vehicular, que “acaben con derechos constitucionales” y que priven a los padres del derecho a elegir el modelo educativo para sus hijos. Rojas ha explicado que dicha ley continuará ahora su trámite legislativo, pasando por el Senado. En cada paso de su debate, el PP intentará que el Gobierno recapacite y retroceda. Si bien, visto lo ocurrido en el Congreso, los populares no confían en ese cambio por parte del ejecutivo. Por ello los llegarán a los tribunales, tanto al Constitucional como al Europeo, y han hecho hincapié en que cuanto el PP tome las riendas del Gobierno de España, lo primero que hará será derogarla.  

Por su parte, José Robles, ha declarado que la ley aprobada ayer en el Congreso es “una ley contra la educación y contra la libertad” y se ha preguntado “cuál será la siguiente cesión” de Sánchez ante los independentistas catalanes y Bildu.

El senador del PP ha instado al secretario general de los socialistas a granadinos, José Entrena, a romper su silencio y a decantarse, bien por los intereses de Pedro Sánchez, bien en defensa de las aproximadamente 24 mil familias granadinas afectadas por este “ataque a la concertada”.

José Robles ha defendido tanto la enseñanza pública, como la concertada y la especial, haciendo especial hincapié en que ningún gobierno puede quitar a los padres el derecho a decidir el centro o modelo educativo que consideran mejor para escolarizar a sus hijos.

Por ello ha enviado “un mensaje de esperanza a los padres de toda Granada”, a quienes se ha dirigido para decirle que “no están solos” y que cuentan con el apoyo del PP. “Hay esperanza”, y esa esperanza, aseguró, se llama Partido Popular, con Pablo Casado a la cabeza.