• Así lo ha trasladado su presidente provincial, Francisco Rodríguez, tras mantener un encuentro telemático con representantes en Granada de la plataforma Más Plurales
  • El dirigente provincial ha asegurado que “trabajaremos en todas las Cámaras y llegaremos a los tribunales si es necesario” contra una reforma que el PSOE y Unidas Podemos pretenden “imponernos” y que supone “un ataque frontal a la libertad de enseñanza que ampara la Constitución Española”
  • “Quieren vendernos una reforma educativa, pero la realidad es que pretenden imponernos su modelo ideológico. Un presidente del Gobierno de España no puede primar los intereses independentistas por encima de los derechos y libertades de los españoles y los granadinos ni utilizar la educación como moneda de cambio para aprobar sus presupuestos”

El presidente provincial del PP de Granada, Francisco Rodríguez, ha avanzado que la formación elevará al pleno de la Diputación de Granada y de los distintos ayuntamientos de la provincia una moción para “mostrar nuestro rechazo a las imposiciones ideológicas del Gobierno de España con la Ley Celaá y defender la libertad de enseñanza”. Así se lo ha comunicado, en un encuentro telemático, a los representantes en Granada de la plataforma Más Plurales, colectivo que ha mostrado ya su disconformidad con la reforma educativa que pretende el Gobierno de PSOE y Unidas Podemos y que se debate en el Congreso de los Diputados.

La plataforma, integrada por asociaciones de padres y madres de alumnos, sindicatos, empresas y diversos colectivos, ha emprendido además una recogida de firmas telemática contra la norma a la que pretende dar luz verde el Gobierno de España. Hasta el momento se han recogido más de un millón de firmas, si bien “estamos seguros de que serán muchas, más puesto que la sociedad y muchas familias granadinas, donde la educación concertada afecta a más de 24 mil hogares, se unirán para alzar la voz ante esta imposición ideológica y partidista”, consideró Rodríguez.  

En dicho encuentro telemático han estado también presentes el secretario general del PP de Granada, Jorge Saavedra, el diputado nacional por la provincia, Carlos Rojas, el senador del PP granadino, José Robles, el parlamentario andaluz Rafael Caracuel, y el vicesecretario de Sectorial, Manuel Francisco García.

Rodríguez ha trasladado a los representantes de dicha plataforma “todo nuestro respaldo” y el de los distintos cargos públicos del PP granadino en las diferentes Cámaras, desde las que los populares se comprometen a trabajar “con todo nuestro empeño para impedir esta reforma sin sentido”. “Trabajaremos en todas las Cámaras y llegaremos a los tribunales si es necesario”, aseguró, incidiendo en su rechazo a una reforma que el PSOE y Unidas Podemos pretenden “imponernos” y que supone “un ataque frontal a la libertad de enseñanza que ampara la Constitución Española”. Además, el dirigente provincial ha considerado “absolutamente inadmisible” que PSOE y Unidas Podemos se hayan “aliado” con ERC para aprobar una enmienda que elimina el castellano como lengua oficial del Estado y vehicular en la educación y que “esté creando crispación respecto a dos modelos que han convivido a la perfección durante todo este tiempo, como son la enseñanza pública y la concertada”. Por ello ha exigido al Gobierno de Sánchez que “deje de generar problemas donde no los hay y que, en lugar de empeñarse en seguir atacando a la educación concertada, centre sus esfuerzos en dar solución a los problemas reales que atraviesa el país, como son las consecuencias sanitarias y económicas de la pandemia”.

Al hilo, y en consonancia con la postura que el PP ha trasladado ya a nivel nacional, Rodríguez ha manifestado que “defendemos la calidad de la enseñanza pública, la libertad de elección de centro, así como el castellano vehicular”. Por ello, si el Gobierno de Sánchez “sigue empeñado en atentar contra los derechos fundamentales, como lo es la libertad de enseñanza, recurriremos al Constitucional la Ley Celáa y, si es necesario, a Europa”.

“Quieren vendernos una reforma educativa, pero la realidad es que pretenden imponernos su modelo ideológico. Un presidente del Gobierno de España no puede primar los intereses independentistas por encima de los derechos y libertades de los españoles y los granadinos ni utilizar la educación como moneda de cambio para aprobar sus presupuestos”, declaro el dirigente provincial.

Rodríguez ha lamentado que el PSOE haya optado por la vía de la confrontación en lugar de abogar por el consenso y por un Pacto de Estado por la Educación. En este sentido ha defendido el trabajo realizado por el Gobierno Andaluz a favor de un pacto educativo, para dejar a la educación al margen de las cuestiones partidistas, y centrar los esfuerzos en mejorar el sistema y en dar respuestas a las demandas de sus profesionales y del alumnado.