• Inmaculada Hernández, portavoz popular en Diputación: “La comunidad de regantes tienen agua y su acequia, pero no se puede utilizar porque debido a los desprendimientos por las obras de una carretera provincial está continuamente cegada y no permite el tránsito”

 

  • El Grupo Popular presentará una moción en el próximo pleno provincial para que se dé una pronta solución ante la falta de diligencia a la hora de acometer los trabajos

 

La portavoz del Grupo Popular en Diputación, Inmaculada Hernández, insta a su presidente a que solucione el problema causado en la acequia de Gor como consecuencia de la ejecución de unas obras en la carretera colindante, a su paso por la GR-6102 acometidas por la institución provincial.

“Es necesario limpiar el cauce de la acequia que ha sido cegado por los desprendimientos del arreglo de la carretera y que causa graves problemas a los vecinos, no pudiendo disponer de ese agua para regar los cultivos”, señala la portavoz.

Una petición que eleva Hernández tras reunirse con la comunidad de regantes de Gor que denuncia el sinsentido que están sufriendo a consecuencia de las obras ejecutadas por la Diputación. “La comunidad de regantes tiene agua y su acequia, pero no se puede utilizar porque debido a los desprendimientos por las obras de una carretera provincial está continuamente cegada y no permite el tránsito”, ha asegurado la portavoz popular que lamenta la falta de diligencia a la hora de acometer los trabajos en las carreteras provinciales.

“Esta problemática afecta a muchos vecinos del municipio, y es de una gravedad absoluta, ya que en estos momentos las tierras se encuentran abandonadas y sin poder producir a consecuencia del descuido en la ejecución de las obras. Arreglan una cosa y dejan mal otra”, asegura Hernández.

“Pedimos al presidente Entrena una solución rápida y eficaz al problema de la acequia de Gor, y al diputado delegado de carreteras que a través de los servicios técnicos estudie la situación para que se aborde lo antes posible el arreglo de la acequia de una forma estable y continua en el tiempo”. Asimismo, pide al alcalde de Gor, “que escuche las peticiones de la comunidad de regantes y utilice los presupuestos PFEA para el arreglo de las acequias”.

Hernández no entiende como el gobierno de la Diputación sigue manteniendo una aptitud inmovilista ante los problemas de los pueblos de la provincia. “No entendemos como el grupo socialista que gobierna la institución, que da lecciones de apoyo y compromiso con el mundo rural, se jacta de luchar contra la despoblación, o de intentar liderar la bandera de las políticas del agua; en los momentos de verdadera necesidad opta por mirar hacia otro lado e instalarse en la inoperancia”.