• La concejal del Grupo Municipal Popular Eva Martín denuncia que la Cultura no está en el centro de las políticas municipales del equipo de gobierno socialista de este Ayuntamiento, lo que se ve en los presupuestos planteados para 2022
  • Eva Martín critica que otras instituciones públicas y privadas de relevancia “han hecho los deberes por el equipo de gobierno socialista”, porque son las que patrocinan los eventos culturales en la ciudad
  • El coordinador del Grupo Municipal Popular, Luis González lamenta que la “cultura en la ciudad es como el reloj del Ayuntamiento, que va con retraso” y la gestión del equipo de gobierno socialista “no está dando bien la hora”

El Grupo Municipal Popular del Ayuntamiento de Granada critica la falta de compromiso del equipo de gobierno socialista de la ciudad con la Cultura y el Patrimonio, cuya gestión brilla por su ausencia, algo que se plasma en los presupuestos municipales de 2022, los cuales destinan casi 300.000 euros menos a esta partida, cuya actividad no sobreviviría si no fuera por la inversión de empresas privadas que patrocinan los eventos culturales de la capital.

Así lo ha manifestado la concejal del Grupo Municipal del PP Eva Martín, quien ha reseñado que el alcalde socialista de Granada “es más del decir que del hacer, cuenta muchas cosas, pero no hace nada”, puesto que “seguimos siendo una ciudad de Cultura sin proyecto definido, seguimos sin materializar iniciativas culturales pendientes desde hace tiempo y seguimos con continua propaganda y anuncios de otras iniciativas sin contenido”.

Desde el Grupo Municipal Popular se viene denunciando desde hace meses que la Cultura no está en el centro de las políticas municipales del equipo de gobierno socialista de este Ayuntamiento, algo que queda suficientemente acreditado al conocer los presupuestos del Consistorio para 2022, que “son continuistas en algunas partidas de patrocinios con determinados eventos o actividades culturales, cuando es el momento de apostar más que nunca por la Cultura”, ha denunciado Eva Martín, que ha añadido que no estamos ante un presupuesto expansivo, “sino restrictivo” y, lejos de perseguir ese objetivo, el presupuesto baja en 274.565 euros”. Lo que se destina a Cultura y Patrimonio representa el 1,05% de total de las cuentas de gastos de este Ayuntamiento para 2022.

Según la edil popular, “la Cultura ni preocupa ni ocupa al partido socialista”, y llama la atención que ninguna partida del presupuesto se ha destinado para conmemorar el Centenario del Cante Jondo, lo que significa que otras instituciones públicas y privadas de relevancia “han hecho los deberes por el equipo de gobierno socialista, que no tiene ningún interés en esta conmemoración más allá del de aparecer en las fotos”.

Al hilo, Eva Martín ha reseñado que tampoco se incrementa la partida anual destinada al flamenco, “gran tesoro cultural y festivo para una ciudad como Granada”, que se mantiene con una asignación de 5.000 euros. Además, se mantiene la asignación para la Capitalidad Cultural Europea 2031 a 30.000 euros y la aportación a la Orquesta Ciudad de Granada (OCG) en 230.000 euros.

“Es muy significativo y sangrante que esta partida que resta estos 230.000 euros a la OCG no se reasigne a otro apartado de Cultura, pero es más preocupante aún que la concejal socialista de Cultura, después de justificar esta bajada a la OCG y una transferencia de crédito de esta partida diciendo que hay estabilidad presupuestaria -gracias a la gestión del PP-, ahora haya presentado una moción para instar a la Junta a que dé un trato justo e igualitario a la OCG con respecto a otras orquestas de ciudades de Andalucía, y que haga una patrocino de más de 3,1 millones que es lo que ha dado Real sinfónica  de Sevilla”, ha remarcado la concejal del PP.

En palabras de Eva Martín, “esto es confrontar y pedir por pedir, sin razón que lo justifique, y le pregunto que, ya que está dispuesta a pedir este dinero a la Junta de Andalucía, si el Ayuntamiento está dispuesto a subir su aportación en la misma proporción a lo que corresponde su participación en ese consorcio con la Orquesta Ciudad de Granada a más 3,1 millones”. Martín ha calificado esta moción como “un brindis al sol que le quita la careta al PSOE de Granada, que es la sucursal de Pedro Sánchez en la ciudad”.

En el capítulo de Patrimonio, tan solo hay una consignación de 9.000 euros para invertir en la adecuada y permanente conservación de nuestro legado, que “tiene un inmenso valor histórico, cultural y artístico”, ha explicado la edil popular, quien ha afeado que “se han cargado de un plumazo y han dejado sin consignación presupuestaria el plan municipal para la conservación, restauración y difusión del patrimonio histórico y artístico del Ayuntamiento de Granada que había en el presupuesto de 2020”.

Eva Martín ha lamentado “la inacción y la falta de timón político del alcalde socialista de la ciudad y de su equipo de gobierno”, que hacen que la Cultura y nuestro Patrimonio lleven una tendencia inadmisible, que está muy lejos de los objetivos que en realidad se deberían perseguir para dinamizar la economía, generar empleo y “hacer un poco más felices a los granadinos” y ha pedido “mayor compromiso con la cultura y el patrimonio”.

Por su parte, el coordinador del Grupo Municipal Popular, Luis González se ha cuestionado “cuál es el proyecto cultural que tiene el PSOE en la ciudad de Granada”, del que no sabemos nada tras haber asistido a grandes anuncios de contenedores culturales, “incluso internacionales, y nada, muchos anuncios y pocas realidades”.

Según Luis González, “la Cultura es algo secundario en la gestión del equipo de gobierno socialista de Granada”, cuando la potenciación del Patrimonio y de la cultura debe ser un valor estratégico en la gestión de una ciudad como Granada, en tanto en cuanto, “la Cultura forma parte de su potencialidad”.

El edil del PP ha planteado que no se puede entender Granada sin un desarrollo cultural y para el PSOE la “Cultura es un elemento patrocinado, ni dinámico, ni proactivo, ya que la mayor parte de los proyectos culturales vienen financiados por la diferentes empresas municipales y empresas privada”.

“La cultura depende en Granada de la actividad de otras instituciones como la Junta de Andalucía, lo que demuestra que la cultura en Granada es como el reloj del Ayuntamiento, que va con retraso. Tenemos un a gestión que no está dando la hora de manera adecuada”, ha concluido Luis González.